Desinfectar sin lejia

El poder desinfectante de la lejía es indudable y conocido, pero a un gran número de personas les preocupa el hecho de que pueda generar vapores, irritar la piel y manchar la ropa. Sanytol consigue eliminar el 99’9% de los gérmenes y, además, ofrece las siguientes ventajas:

  • No hay que limpiar previamente.
  • No pierde acción desinfectante a altas temperaturas.
  • No pierde propiedades desinfectantes ante presencia de materia orgánica.
  • No mancha la ropa ni daña las superficies.
  • No desprende vapores en contacto con otros limpiadores.

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información. ACEPTAR